martes, 17 de abril de 2007

Teresa Sapey

Teresa Sapey, la arquitecta italiana afincada en España desde hace quince años, lanzó un reto a Pablo Couto, consejero delegado del Grupo Silken, gestor del Hotel Puerta de América: "¿Si encuentro un sitio me lo dejas hacer?"Teresa estaba interesada en participar en el proyecto pero como ella misma dice, "no estaba invitada ni prevista"Couto aceptó el reto y Sapey encontró el sitio que necesitaba: el aparcamiento.Y realizó un aparcamiento colorista con señalización a base de iconos de movimiento que indican la salida y que están compuestos por fragmentos de la poesía de Paul Éluard "La Libertard"En su línea de aunar estética y funcionalidad, utiliza el color para imprimir expresividad, pero también para facilitar la función; de nuevo en palabras de la propia arquitecta: "El aparcamiento del Hotel Puerta de América es el más seguro del mundo: en caso de pánico la salida se encuentra en segundos, por el tamaño del grafismo y las indicaciones del color"




Chueca An-Dante

Éste es el nombre con el que se conoce ahora el aparcamiento de Vázquez de Mella, en el madrileño barrio de Chueca.

Diseño, neón y referentes a la "Divina Comedia", de Dante son sus nuevas características. El color rojo predomina en las 108 plazas públicas que se iluminan cuando están libres para reducir el tráfico interior. Un millón de euros costó el rediseño de las instalaciones que firmó la arquitecta italiana Teresa Sapey, al frente de un equipo compuesto por quince personas, trece de ellas mujeres. `Chueca An-Dante´está inspirado en la frase del Canto V "Amor que a nadie amado amar perdona, por él infundió en mi placer tan fuerte, que como ves, ya nunca me abandona". El Ayuntamiento invirtió un millón de euros en remodelar este aparcamiento que asumió la personalidad del barrio de Chueca como punto de encuentro cultural, moderno y funcional. Aunque los primeros plazos apuntaban a que el aparcamiento estaría listo antes de verano, fue en septiembre cuando comenzó a funcionar.Tras observar el lazo rojo solidario, de grandes dimensiones, situado sobre la rampa de acceso, el visitante, al entrar en la primera planta, puede leer en una pared, en un rótulo luminoso de color rojo, la frase "Amor que ama obliga al que es amado, me ata a tus brazos, con placer tan fuerte, que, como ves, ni a un muerto me abandona", que figura en la obra "La Divina Comedia", de Dante Alighieri. También llama la atención la combinación de pinturas del suelo y que cada plaza dispone en altura de un sensor de color verde que cambia a rojo cuando la plaza es ocupada por un vehículo, de esta forma un conductor puede ver mejor dónde hay un espacio libre para aparcar, al tiempo que se reduce la contaminación en el interior del recinto, porque así los coches tienen que dar menos vueltas para estacionar. Se añadieron otras novedades como las distinciones de acceso a la planta pública y a las plantas de residentes; las cámaras de grabación en todo el espacio; se cambió el sentido de la circulación para agilizar el flujo de vehículos; los servicios públicos, también adoptaron un diseño innovador al ubicarse junto al puesto de control; y se instaló un lector óptico para controlar las matrículas de los coches de rotación. El remodelado aparcamiento de la Plaza Vázquez de Mella sigue la línea característica de los trabajos de Sapey: estética, funcionalidad, color, ARTE .



10 comentarios:

yahoraquebonita dijo...

El del hotel genial pero... las plazas del otro son muy pequeñas o me lo parece a mi?

Mira q como tenga el dia tonto, les bautizo las columnas :P

Un beso guapa

Anónimo dijo...

Hola raquel te he dejado un post en el otro blog.
Me gustaria saber de donde has sacado la cita de Oscar Niemeyer porque estoy realizando un trabajo sobre la arquitectura inspirada en la naturaleza y me parece perfecta.
Contesta please,por cierto magnifico tu blog!!

Raquel dijo...

XDDDDDD qué grande eres, Bonita, besos, guapísima.
Ana, te lo paso vía e-mail. Gracias por tus elogios y por tu visita. Besos.

Pilar M Clares dijo...

Qué gusto que el mundo cotidiano se amás bonito, todo lo cotnrario de lo que suele pasar. Yo me cabreo a diario con lo que veo por la calle. ¿Por qué no será el buen gusto un patrimonio de la humanidad protegido? Si vieras lo que hay por mi barrio... En fin

Raquel dijo...

Por acá también se ven muchas barbaridades en estética urbanística. Es una pena, creo que todos estaríamos de mejor humor rodeados de cosas que, sin perder su funcionalidad, fueran, además, bonitas. Besos, Pilar

Anónimo dijo...

Cojonudo el aparcamiento.
Me encanta el diseño tipográfico.
C O J U N U D O

http://nuncaprendiasilbar.blogspot.com

Raquel dijo...

Desde luego, se sale de lo corriente, y demuestra que lo funcional puede ser también bello. Un saludo, Marta.

Anónimo dijo...

Teresa Sapey es un autentico Bluff, lamento decírtelo, un autentico montaje.

Patricia S.

Anónimo dijo...

Teresa Sapey la explota arquitectos.

Anónimo dijo...

Esa arquitecta,... se le llena la boca con la sostenibilidad y la Naturaleza pero echa y explota a sus trabajadores de todas sus empresas....acordaos de eso cuando piseis sus "preciosos" aparcamientos o veais sus diseños....

Sintonía